La electrolipólisis es conocida como un sistema que se basa en el uso de finas agujas descartables, conectadas a pequeños electrodos, que se insertan debajo de la piel para transmitir a los tejidos una leve corriente que acelere la actividad de las células. 

La corriente actúa sobre los tejidos movilizando los líquidos retenidos, favoreciendo la eliminación mediante los conductos de eliminación (riñones y vejiga).

El efecto más evidente del tratamiento electrolipolítico es la reducción del volumen de las zonas tratadas que se comprueba visualmente con la medición ya desde la primera sesión, a veces se necesitan algunas sesiones más para ver el resultado.


Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted